Las reproducciones de las grandes obras estarán expuestas hasta el 17 de julio. / E. DOMEQUE

El Museo del Prado se traslada a la avenida del Pilar

La localidad acoge hasta el 17 de julio una muestra itinerante que ofrece 50 reproducciones de obras maestras de la pinacoteca madrileña

Estrella Domeque
ESTRELLA DOMEQUE

'Saturno devorando a su hijo' o 'Los fusilamientos del 3 de mayo', de Francisco de Goya; 'El lavatorio', de Tintoretto, o 'David vencedor de Goliat', de Caravaggio. Y así hasta conformar las 50 obras que forman parte de la exposición itinerante El Prado en las calles, que desde este viernes se puede disfrutar en Don Benito. De esta forma, una de las pinacotecas más importantes del mundo, el Museo del Prado, ofrece al público la posibilidad de admirar al aire libre sus obras más emblemáticas gracias a medio centenar de reproducciones fotográficas que pueden contemplarse hasta el 17 de julio en la avenida del Pilar.

La consejera de Cultura, Turismo y Deportes, Nuria Flores Redondo, que participó el viernes en la inauguración, explicó que el objetivo es dar visibilidad y acercar El Prado a los ciudadanos, ofreciendo de manera gratuita una exposición a pie de calle con obras de grandes autores de reconocido prestigio nacional e internacional.

Entre las obras se pueden contemplar reproducciones de diferentes estilos de la pintura española, italiana, flamenca y de otras escuelas como francesa, alemana y holandesa. Obras como las ya citadas y otras tan reconocidas para el público como 'Las Meninas', de Velázquez; 'La Anunciación', de Fra Angélico, o 'El jardín de las delicias', del Bosco, estarán durante los próximos días en los paseos de este bulevar convertido en una pequeña extensión de la pinacoteca madrileña.

Paneles explicativos

Las obras están dispuestas en paneles a doble cara y reproducidas en sus dimensiones reales, tratando de ofrecer al espectador una experiencia semejante a la de estar en presencia de la obra real en la colección del Museo del Prado. Cada obra está acompañada de una breve reseña, en español y en inglés, a modo de visita guiada para los viandantes. En definitiva, una visita al Prado sin salir de Don Benito gracias a una exposición itinerante que recorrerá varios municipios de la región.