El Féminas Don Benito aparta a la futbolista implicada en una pelea contra una jugadora del Cacereño

Los hechos ocurrieron en una trifulca iniciada al término del partido disputado entre cacereñas y dombenitenses

Estrella Domeque
ESTRELLA DOMEQUE

El Féminas Don Benito FC ha apartado a la futbolista Carmen Gallardo de todas las competiciones durante un tiempo todavía no determinado después de los hechos ocurridos al término del partido disputado en Cáceres entre el club dombenitense y el CF Femenino Cáceres Atlético B. Una trifulca que terminó en la grave pelea entre dos jugadoras.

«Condenamos cualquier acto violento antes, durante y después de cualquier actividad deportiva de este y cualquier Club, asociación o persona», ha expresado el club a través de un comunicado en el que piden disculpas a las personas afectadas por el suceso, «ya sean jugadoras, equipo técnico, árbitros y público en general».

En ese sentido, asegunra que se trata de un suceso aislado, «pues la relación entre ambos clubes más allá de la rivalidad deportiva es cordial».

El club dombenitense valora de forma positiva que la jugadora haya pedido perdón públicamente, además de emitir también de forma personal un comunicado, pero se ha consensuado junto a la propia futbolista que la jugadora sea apartada de las competiciones oficiales «durante un tiempo».

Una decisión que queda al margen de la que tome en los próximos días la Federación Extremeña de Fútbol, «que además de sancionar, estamos convencidos que investigarán los hechos para depurar responsabilidades».

El club calabazón ha facilitado también un escrito de la joven futbolista, natural de Villanueva de la Serena, en el que pide disculpas por lo ocurrido. «Un lance del juego en el que ambas perdimos el control, da igual quién empezara y quién siguiera, nuestra actitud no se justifica de ninguna manera», expresa Carmen Gallardo.

«Soy consciente del ejemplo que damos a la cantera, al fútbol femenino y a la sociedad en general, es por ello que pido disculpas y asumo mi error, con ánimo de poder zanjar el asunto y poder seguir disfrutando del fútbol y la convivencia con mis compañeras y rivales como hasta ahora», prosigue un comunicado que finaliza con el propósito de asumir las sanciones que reciba por parte de la Federación, «con ello espero dar ejemplo y que este tipo de conductas no se vuelvan a repetir en ningún terreno de juego».