La calle Ayala será reformada con fondos europeos

Se dará una nueva imagen a esta vía con la creación de carril bici y itinerarios peatonales accesibles

Estrella Domeque
ESTRELLA DOMEQUE

El Ayuntamiento de Don Benito destinará 1,7 millones de euros a la transformación de la calle Ayala para dotarla de para dotarla de un carril bici que conecte con la actual red existente y la creación de unos itinerarios peatonales accesibles dando así una nueva imagen a una de las vías más transitadas del municipio.

Se trata de una inversión con cargo a fondos europeos para la financiación y ejecución de un proyecto de inversión y establecer zonas de bajas emisiones en municipios de más de 50.000 habitantes. «Es importante destacar que tanto Don Benito como Villanueva de la Serena hemos podido optar a estas ayudas por constituir un área urbana de más de 50.000 habitantes. Ni que decir tiene que los pasos que estamos dando para fusionarnos influyen muy positivamente en la concesión de esta ayuda», asegura Enrique Talavera, concejal de Desarrollo Urbano y Fondos Europeos, que ya planteaba este proyecto a principios del año 2021.

La calle Ayala es una de las entradas principales a Don Benito y es por donde suelen llegar a la zona comercial los visitantes de la comarca. Por lo tanto, «la mejora urbana de esta vía de acceso con la ejecución del carril bici y los itinerarios peatonales accesibles repercutirá directamente en mejorar el eje peatonal comercial existente e incorporar la calle Ayala al mismo».

Todo ello se consigue con una intervención en la que se eliminan los aparcamientos en batería de ambos acerados para convertirlos en aparcamientos en línea. De esta manera se consigue ejecutar en la mediana verde un carril bici que conecta con los ya existentes en la ciudad en la avenida de la Constitución y la avenida de Madrid.

Un aspecto a destacar es la conexión de este nuevo carril bici con la estación de autobuses. De igual manera, se consiguen ejecutar unos itinerarios peatonales accesibles con el objetivo de mejorar y potenciar los tránsitos peatonales.

Movilidad urbana

En definitiva, «se trata de una intervención que optimiza la movilidad urbana en la ciudad dando prioridad al peatón y al ciclista, recuperando espacio para estos a costa del ocupado actualmente por el vehículo privado y los aparcamientos».

El plazo de ejecución previsto es de un año, contado a partir del acta de replanteo y el importe de adjudicación es de 2.057.000 euros, iva incluido. Está previsto que la actuación se licite a principios de 2023 y se prevé el inicio de las obras en el segundo semestre de 2023.